Actualidad

Se encuentra usted aquí

ProDiálogo participa en conversatorio de IDEA-PUCP sobre Interoceánica Sur
Expertos buscan elaborar propuesta de monitoreo socioambiental independiente que mitigue impactos.

Hace casi dos años, se dio inicio a la construcción del Corredor Vial Interoceánico Sur que, en su recorrido por Madre de Dios, Cusco y Puno, atraviesa zonas con altísima biodiversidad y el hábitat de pueblos nativos en aislamiento voluntario, y como es obvio, estos espacios serán profundamente impactados por la construcción de la carretera.

Este caso, como muchos otros, plantea el problema de los impactos como un reto al desarrollo sostenible. El deterioro ambiental, la degradación social y la apertura de oportunidades para las actividades extractivas depredatorias tales como la tala ilegal, la agricultura de tumba y quema, los incendios forestales, las invasiones de terrenos, la minería de oro artesanal, la caza y pesca excesivas, son los más evidentes.

Ante esta situación, el 22 de octubre se realizó un conversatorio que tuvo como objetivo de compartir experiencias y propuestas de monitoreo independiente y comunitario, y elaborar el perfil de una propuesta articulada de monitoreo socioambiental independiente para este caso.

Organizado por el Grupo de Trabajo para el Corredor Vial Interoceánico Sur en coordinación con el Instituto de Estudios Ambientales de la Universidad Católica, IDEA-PUCP, el evento contó con la presencia de un nutrido panel de expertos de diversas instituciones y más de 100 participantes, representando a entidades públicas, instituciones de cooperación internacional y ONGs involucradas o interesadas en el proyecto.

ProDiálogo participó de este evento a través de Giselle Huamani, coordinadora de gestión del conocimiento, y su ponencia sobre alerta temprana en resolución de conflictos. En dicha exposición se resaltó la necesidad de implementar un sistema de monitoreo de conflictos que tendría entre sus componentes, instalación de espacios de diálogo preventivos institucionalizados que permitan a las poblaciones afectadas plantear y canalizar sus necesidades o demandas de manera pacífica y constructiva.

“Un resultado inmediato de nuestra participación es que se ha incluido el monitoreo de conflictos en el plan de trabajo que las instituciones participantes han aprobado de manera concertada”, afirma Giselle Huamani. “Con la implementación de este sistema, los decisores tendrán alertas e información oportuna en la fase latente del conflicto para poder atender la necesidades emergentes antes de que pasen a la etapa de crisis”, añadió.

Se espera que este espacio multisectorial, en el que han participado ONGs, instituciones públicas y privadas, genere una propuesta conjunta que ayude a disminuir los impactos negativos del proyecto, a través de un sistema de monitoreo que permita una acción pronta y efectiva a todo nivel.

Fecha: 
Martes, 23 Oct 2007
Àmbitos de trabajo: 
Líneas de acción: 
Region: